Politica

Trelew: en el día internacional de los Derechos Humanos exigieron la libertad de Milagro Sala

acampeplazademayo20160202_1

Organizaciones sociales y partidos políticas de Trelew reclamaron la libertad de Milagro Sala, a través de un documento presentado en ocasión del Día Internacional de los Derechos Humanos.

El documento se titula “Por una Navidad sin Presas Políticas en Argentina” y cuenta con la firma de Nuevo Encuentro, EPP (Encuentro por la Participación Popular), MAPU (Movilización y Acción por un Pueblo Unido), Partido Municipal Por Trelew, Corriente Nacional Martín Fierro, Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos y los anfitriones del Partido Socialista Auténtico.

En el encuentro realizado la semana pasada coincidieron en la importancia de exigir la libertad de Milagro Sala, por considerar que es “injusta e ilegalmente detenida hace ya más de 300 días en nuestro país. Queremos una Navidad sin presas políticas en Argentina”.
Afirmaron que la militante social está encarcelada ilegalmente, y que su prisión sin condena se constituye en una evidente persecución política e ideológica, que no puede tener lugar en un estado de derecho.
Recordaron que hace semanas se conoce que, a las expresiones ya vertidas en la misma línea por prestigiosos grupos de Derechos Humanos, como el CELS, Amnistía Internacional y ANDHES, se sumó el Grupo de Trabajo sobre la detención arbitraria de Naciones Unidas, quién sostuvo que ‘la detención de la señora Milagro Sala es arbitraria’ y, en consecuencia, solicitó ‘al gobierno de la República Argentina liberarla de inmediato'”. El organismo internacional determinó que hubo un entramado persecutorio para sostener su privación de libertad de manera indefinida en el tiempo, y advirtió que se está vulnerando la independencia judicial.
Se destacó asimismo que no existen elementos legales para justificar su prisión preventiva y que no hay ninguna prueba acerca de que existan riesgos de fuga o de entorpecimiento de la investigación que justifiquen su privación de libertad. Tampoco hay claridad sobre los supuestos delitos que se le imputan, lo cual imposibilita ejercer su derecho a la defensa.
Por todo ello -afirman- “es evidente que la detención de Milagro Sala es arbitraria y su perpetuación en el tiempo se constituye en una flagrante violación a los Derechos Humanos, generando un antecedente lamentable y peligroso para todos los luchadores de Argentina y para cualquiera que no coincida con el actual gobierno y su plan económico y social”.
Sobre el final sostuvieron que ninguna diferencia ideológica puede “justificar el silencio ante la violación de los derechos humanos de cualquier persona en nuestro país. Ningún otro debate nos puede acallar frente al avasallamiento de los más elementales principios constitucionales a la libertad y a la legítima defensa”.

Escribir comentario